político influyente muere de COVID-19 y el médico que lo atendió va a la cárcel

La hija del exdiputado denunció al médico por abuso de autoridad debido a una supuesta negligencia médica

Redacción

Un médico especialista fue llevado a la cárcel luego de que fuera denunciado por “abuso de autoridad” por parte de la hija de Miguel Arturo Ramírez López, un exdiputado del estado de Chiapas, luego de que este muriera infectado de coronavirus.

Ramírez López murió de COVID-19 el pasado 7 de julio, pues su cuerpo no pudo resistir los embates de la enfermedad.

Se encontraba internado en el Hospital de Especialidades Vida Mejor del Instituto de Seguridad Social de los Trabajadores del Estado de Chiapas, donde era atendido.

El expolítico se había desempeñado como diputado local y federal por parte del Partido Revolucionario Institucional y fue presidente municipal de Solosuchiapa, también por el PRI.

En 2016 fue nombrado coordinador de la zona norte de Chiapas del Partido Verde Ecologista de México. En el Congreso local de Chiapas, se desempeñó también como presidente de la Comisión de Hacienda por parte del Partido Acción Nacional.

Su muerte causó conmoción en la clase política local, quienes llenaron de esquelas las redes sociales en poco tiempo.

Ante estos hechos, su hija, Karen Alejandra Ramírez Molina, no quedó conforme con la muerte y denunció al médico por “abuso de autoridad” por una supuesta negligencia médica. Por esto, decidió proceder legalmente contra el doctor, Gerardo Vicente Grajales Yuca.

Este médico es uno de los pocos urgenciólogos que han destacado por su lucha contra el coronavirus en el estado de Chiapas.

En el área VIP del Hospital de Especialidades Vida Mejor atendió a diversos funcionarios estatales que han caído enfermos durante la pandemia.

Según el comunicado emitido por la Fiscalía General del Estado de Chiapas, “en su calidad de servidor público del área COVID del Hospital de Especialidades Vida Mejor, dependiente del Instituto de Seguridad Social de los Trabajadores del Estado de Chiapas (Isstech), solicitó a la persona denunciante equipo e insumos para tratar a su padre, siendo que de acuerdo con la Secretaría de Salud del Estado el nosocomio cuenta con los medicamentos y el equipo necesario para atender a los pacientes”.

Debido a esta situación, un juez emitió una orden de aprehensión ante un juez de control, quien decretó prisión preventiva una vez que el médico fue presentado.